viernes, 14 de diciembre de 2018

GRAN IMAGEN EUROPEA DEL RCTM LINARES A PESAR DE SU DERROTA ANTE EL POTENTE GRAND QUEVILLY FRANCÉS



            Había llegado el gran día: Linares y su equipo femenino de Tenis de Mesa se hacían un hueco entre los mejores equipos de Europa para enfrentarse a una de las escuadras más potentes de la competición de la ETTU Cup, el ALCL TT Grand Quevilly francés, que cuenta en sus filas con la vigente campeona de España, Galia Dvorak, y dos jugadoras croatas nacidas en China de altísimo nivel como la veterana Yuan Tian (que jugó en el equipo linarense hace algunos años) y la joven promesa Jiayi Sun.




            El resultado final del encuentro, 1 a 3 para el equipo francés, no termina de reflejar la igualdad existente en este enfrentamiento, puesto que el conjunto linarense tuvo claras posibilidades en dos de los partidos que perdieron de haberse llevado la victoria, pero Galia Dvorak se convirtió en la bestia negra de nuestras jugadoras y desplegando un gran juego fue la principal artífice del triunfo francés.



            Era un sueño, una empresa casi imposible, pero si algo he podido comprobar durante las últimas semanas viendo como juegan estas chicas es que todo es posible, que ganen o pierdan se van a dejar la piel sobre la mesa de juego, y aunque el resultado final no acabó acompañando nos podemos sentir muy ORGULLOSOS de lo que demostraron Thip Orawan Paranang, Roxana Ana-María Istrate y Paula Bueno Bueno: Entrega, carisma, coraje, valentía, calidad y muchísima clase.


            En la tercera ronda de esta competición el conjunto linarense había eliminado al cuadro vasco del Irún Leka Enea por un doble 3-2, primero en Linares y la vuelta en Irún. 



             Por su parte, el conjunto francés había barrido al equipo luxemburgués del DT Roodt-Syre por un doble 3-0.



            La mañana del sábado 8 de diciembre de 2018 amaneció soleada y fresquita en Linares e invitaba a presenciar un gran evento histórico para nuestra ciudad como eran los cuartos de final de la ETTU Cup, pero por desgracia al ser puente hubo mucha gente que no pudo asistir a la Sala Felipe VI del Parque de Deportes San José, y los que si estuvimos presentes presenciamos un espectáculo que a buen seguro será difícil de olvidar.




            En la tarde anterior el conjunto del RCTM Tecnigen Linares disputó el encuentro liguero que las enfrentaba al Irún Leka Enea y que finalizó con la victoria linarense por 4-2 ( https://espiritucafetero.blogspot.com/2018/12/continua-la-racha-victoriosa-del-rctm.html ) que le permitía mantener el liderato y la condición de invicto en la Superdivisión femenina.


            En los momentos previos al encuentro se podía ver el buen ambiente y la confianza de nuestras jugadoras en poder alcanzar un buen resultado ante el todopoderoso conjunto francés, que ya nos había eliminado en los octavos de final de esta misma competición en la temporada 2015-16. Las risas y las bromas entre nuestras chicas nos hacían presagiar que estaban dispuestas a todo en este partido.






            Antes de la disputa de los partidos se realizó la presentación de las jugadoras y se escucharon los himnos nacionales de los dos equipos.



            El primero de los partidos de la jornada fue el que enfrentó a nuestra jugadora local, la tailandesa Thip Orawan Paranang, y a la croata-china Yuan Tian por parte del conjunto francés, en un choque que se presentaba espectacular y muy igualada, como acabó resultando.

  
            El primer punto del partido cayó del lado de la jugadora linarense, que salió muy concentrada y dispuesta a conseguir una victoria histórica para el conjunto local. Las primeras ventajas fueron para Thip, que comenzaba a abrir brecha en el marcador, primero con el 2-0 y luego con el 5-2.








            Yuan Tian se estaba viendo superada en este comienzo por la agresividad de Orawan, que seguía enchufadísima y mantenía su buen hacer sobre la mesa de juego, colocándose con cinco puntos de ventaja (9-4), lo que la situaban muy cerca de adjudicarse la primera manga.




            El juego de Thip estaba siendo sensacional, jugando de manera muy variada y alternando golpes definitivos con otros que provocaban el fallo de su rival, que se veía impotente para contener el empuje de la jugadora local. Con dos puntos consecutivos de bella factura logrados por Paranang se llegó al final del primer juego con un 11-4 para la linarense que le daba la delantera en el partido.


  
            Desde el banquillo francés aconsejaban y animaban a Yuan Tian, que comenzó el segundo juego del partido más concentrada y buscando encontrar algún punto débil en el juego de Thip, que hasta ese momento se había mostrado muy sólida, y siguió haciéndolo puesto que la jugadora local también tomaba ventaja al principio de este juego con el 4-2.








            La ventaja de Thip se mantuvo entre uno y dos puntos durante el transcurso de esta segunda manga, llegando al momento decisivo con una máxima renta favorable de tres puntos (10-7), y en este momento es cuando Yuan Tian demostró su experiencia y templanza en los puntos clave y logrando cinco puntos consecutivos, algunos con bastante fortuna como el último, se acabó llevando el segundo juego por 10-12 con lo que igualaba el partido.





 










            El esfuerzo psicológico que requiere recuperarse de haber perdido tres bolas para anotarse el juego y acabar perdiéndolo es muy grande, pero con la ayuda de tus compañeras de equipo resulta más fácil, y es que la piña que han formado las jugadoras linarenses es muy fuerte, se ayudan siempre unas a otras y es uno de los secretos del éxito que están cosechando esta temporada en la liga.




            La prueba de todo eso es la forma en la que salió Thip a la disputa del tercer juego del partido, olvidando lo acontecido hacía unos momentos y tomando pronto la ventaja en el tanteo (2-0 y 3-1).






            Yuan Tian logró recuperarse un poco (3-3), sin embargo la agresividad de Orawan hacía que se fuese anotando puntos y cogiendo ventaja (6-3 para pasar después a 9-5), pero con la sombra alargada de la remontada anterior de su rival en la mente, y más aún cuando con cuatro puntos consecutivos la china igualaba el juego.








            En estos momentos es cuando se ve la verdadera templanza de las grandes jugadoras, y Thip está demostrando este año que lo es, sobreponiéndose a la adversidad y no dando un punto por perdido, y prueba de ello fueron los dos últimos puntos de esta manga que cayeron del lado de la tailandesa para cerrar este parcial con 11-9 y retomar la ventaja en el partido con 2 juegos a 1 a favor.








            El nivel de juego de ambas jugadoras iba creciendo según pasaban los puntos y los intercambios de bolas eran de muy alto nivel. De esta manera, el comienzo del cuarto juego fue muy igualado, tomando ventaja la que comenzó sacando, Yuan Tian, manteniendo sus dos saques cada jugadora hasta llegarse al empate a 6…












            …y llegó el zarpazo de Thip, que se colocaba por primera vez por delante en el cuarto juego y obligaba a su rival a pedir tiempo muerto para intentar frenar el aumento en la calidad de juego de Paranang, pero fue inútil, puesto que dos nuevos puntos de la tailandesa la dejaba a las puertas de cerrar el partido (9-6).







            La china intentó sobreponerse a esta situación y recortaba distancias, aunque fue insuficiente para frenar a una Thip Orawan Paranang que estaba lanzada a por la victoria y que con dos grandes puntos cerraba el juego con 11-7 y le daba la victoria y el primer punto del encuentro al conjunto linarense.











            Se notaba la tensión antes de la disputa del segundo partido del día que iba a enfrentar a Galia Dvorak por el conjunto visitante y a Roxana Ana-Maria Istrate por las linarenses. Antes del comienzo Paula, compañera de equipo y amiga de Galia con la que compartió equipo en Mataró hace unos años donde fueron subcampeones de la Superdivisión nacional, comentaba con Roxana detalles importantes para el partido e insuflaba ánimos a su compañera.





           
            Se preveía un duelo equilibrado e intenso entre dos grandes jugadoras, y así fue, no defraudó a nadie, porque la igualdad se hizo patente en todo momento y los intercambios de bolas eran de muchos kilates. Ninguna jugadora lograba tener más de un punto de ventaja hasta que Galia encadenó cinco tantos consecutivos y se puso 3-7 arriba mediado el primer juego.









            El carácter competitivo de Roxana, ese que tanto comento y admiro, se puso de manifiesto una vez más en estos momentos, llegando a colocarse a un solo punto (6-7), pero un nuevo arreón de una Dvorak supermotivada hizo que la reacción de Istrate no cuajase y con otros cuatro puntos consecutivos se acabó anotando el primer juego por 6-11.








            Como ya nos tiene acostumbrados semana a semana, Roxana no es una jugadora que se rinda fácilmente, y aunque en ocasiones parezca que se desespera y se desconcentra realmente lo que hace es motivarse aún más si puede, y lo pudimos ver en el comienzo de la segunda manga, como con grandes puntos se puso por delante de su rival con una ventaja de 5-3.






 



            Al verse con esa ventaja en el marcador Roxana subió un punto más su intensidad en el juego y desató lo que a mi me ha dado por llamar el “Ciclón Istrate”, dando muestras de su inmensa calidad y desarbolando a una Dvorak que no podía contrarrestar el juego de la linarense, llegando a colocarse con un 9-3 que auguraba una victoria en este juego.




            Galia intentó reaccionar, pero poco pudo hacer ante una jugadora que se mostraba tan dominante en esos momentos del partido, por lo que el segundo juego acabó con un contundente 11-5 para Roxana Istrate, que igualaba el partido a uno.





            Las espadas estaban en todo lo alto, ambas jugadoras habían dado muestras que ser contrincantes de altísimo nivel y el espectáculo que estaban ofreciendo era magnífico. Con estas premisas el tercer juego comenzó nuevamente muy igualado, con alternancia en el marcador hasta que Roxana tomó una pequeña renta de dos puntos (4-2).






            La ventaja en el marcador continuó siendo para la linarense con cortas diferencias de uno o dos puntos a favor. Así siguió todo hasta los puntos decisivos, a los cuales llegó Roxana con una renta de dos puntos con el 9-7.









            Igualdad máxima y tensión al límite, y es en estos momentos cuando Galia Dvorak suele dar lo mejor de si como lleva demostrando tantos años, y fue en esta situación complicada estando abajo en el tanteo y tan cerca de la resolución cuando esta grandísima competidora nacida en Kiev y que llegó a España con sólo 2 años, que alcanzó a ser la nº 72 del mundo, que es seis veces campeona de España individual absoluta y que ha defendido los colores de nuestra selección en tres Juegos Olímpicos (Pekín’08, Londres’12 y Río de Janeiro’16, en los dos primeros por equipos), sacó lo mejor de su repertorio y con cuatro puntos consecutivos le dio la vuelta al marcador para acabar anotándose el tercer juego por un ajustadísimo 9-11.







            Jarro de agua fría el que sufrió la linarense cuando vio como se le escapaba una manga que llegó a tener casi en su mano, sin que eso afectase en demasía a su ánimo y su juego, puesto que comenzó la cuarta manga muy centrada, lo que le permitió coger las primeras ventajas en el marcador (3-1).




            La constante en el juego seguía siendo la igualdad, remontando Dvorak la ventaja de la rumana para dar un nuevo giro de tuerca al marcador (3-4). Roxana estaba dispuesta a luchar y dar lo máximo para solventar esta situación (4-4), sin embargo, se encontró en estos momentos con una Galia que buscaba finiquitar el partido lo antes posible y comenzó a desarrollar un juego efectivo y contundente que comenzaba a distanciarla en el marcador (4-7).




            Roxana luchó e hizo todo lo posible por remontar, pero sus intentos fueron baldíos y acabó sucumbiendo, pero con la cabeza muy alta. Galia Dvorak se llevó el cuarto juego por 7-11 lo que le daba la victoria en el partido por tres a uno e igualaba el encuentro para su equipo.









            Aquí os dejo el enlace al vídeo de los dos primeros partidos disputados:



            Con la igualdad en el encuentro entre linarenses y francesas, tras un receso de diez minutos en los que el club local tuvo el bonito detalle de obsequiar con una bebida refrescante a todo el público asistente, se llegó al tercer partido, el que a priori se mostraba más favorable para el equipo visitante, que iba a enfrentar a Paula Bueno por el RCTM Tecnigén Linares y a la otra croata-china, Jiayi Sun, por el Grand Quevilly.







  
            Paula venía de hacer un gran partido en la tarde del día anterior ante la rumana Ioana Tecla Ghemes del Irún Leka Enea a pesar de caer derrotada, y eso le aportaba un plus de confianza para afrontar su difícil enfrentamiento ante una joven promesa como Sun. Por desgracia, desde el mismo comienzo del partido la china fue dejando patente su gran nivel de juego y a marcar diferencias, pasando del 1-1 a lograr un parcial de 0-10 que le otorgaba el primer juego de manera aplastante por 1-11.










            La navarra del conjunto linarense se estaba mostrando más fallona de lo que nos tiene acostumbrados, incapaz de controlar el endiablado efecto que imprimía a sus golpes la china, por lo que la segunda manga comenzó al igual que había acabado la primera, solo que esta vez el parcial favorable a Jiayi Sun fue de 0-5.





            Entre el sólido juego de Sun y los errores de Paula la diferencia continúo creciendo, terminando este segundo juego con otro claro 2-11 para la china, que se colocaba con una ventaja de dos a cero.








            Quizá fuesen los nervios que conllevan el disputar un partido tan importante los que estaban atenazando a Paula, pero la pamplonica es una jugadora que ya desde joven destacó en el Tenis de Mesa nacional y no iba a dejar que la derrota fuese tan grande como estaba siendo hasta ese momento, así que salió a la disputa del tercer juego mucho más suelta y dando muestras de lo gran jugadora que es, tomando ventaja en el marcador (4-3) tras anotarse unos grandes puntos.





            El buen juego de Paula en esta parte del partido estaba sorprendiendo a Jiayi Sun, y eso se vio reflejado en el 6-5 para la linarense, pero a partir de este momento la croata de origen chino volvió a sacar lo mejor de su repertorio anotándose seis puntos de manera consecutiva y cerrando el partido con un 11-6 en el tercer juego para un 3-0 total, lo que le otorgaba la ventaja en el encuentro al equipo francés por dos victorias a una.








            El cuarto partido se planteaba como un duelo importantísimo para ambos conjuntos, e iba a enfrentar a Thip Orawan Paranang por parte linarense y a Galia Dvorak por las francesas.


            La tensión iba creciendo según se iban disputando los partidos, y para este enfrentamiento ya era máxima, conocedoras ambas jugadoras de la importancia del punto en juego. El saque inicial de Dvorak le daba las primeras ventajas, hasta que Thip consiguió llevarse un punto al resto y colocarse 4-3 arriba.









            El juego de Orawan era cada vez mejor, y se iba reflejando poco a poco en el marcador, que llegó a señalar una ventaja a su favor de 7-4 que fue rápidamente neutralizada por Galia que igualaba a 7. Un nuevo punto de Paranang le daba una corta ventaja cuando llegaba el momento de la verdad…






            …pero fue nuevamente Galia, que se siente como pez en el agua en estas situaciones, quien logrando cuatro puntos consecutivos se anotó el primer juego del partido por 8-11.




            Tocaba volver a remar contracorriente, y Thip lo hizo a la perfección puesto que salió muy puesta a la disputa del segundo juego colocándose con una ventaja de 3-0 de inicio. Fue manteniendo la ventaja, siempre oscilando entre uno y tres puntos, hasta que el partido se volvió a igualar con la reacción de Galia que colocaba el 8-8 en el tanteo.









            Se llegó nuevamente a la parte decisiva del juego con paridad entre ambas jugadoras, siendo la primera opción para anotarse esta manga para Galia con el 9-10 y su saque, pero en esta ocasión fue Thip quien sacando casta y coraje no solo salvó ese punto sino que se anotó los dos siguientes para llevarse este segundo juego del partido por 12-10 e igualar a uno el marcador entre ambas jugadoras.










            Con todo por decidir comenzó el tercer juego siendo las primeras ventajas para Dvorak hasta llegarse al 4-4, momento el que Orawan le pudo dar la vuelta al tanteo y colocarse con ventaja en este juego.





            El nivel de juego de Thip en estos momentos estaba siendo altísimo, desarbolando por momentos a Galia y situándose con una ventaja de 3 puntos (7-4). El guión de este partido cambiaba a cada momento en vista de la igualdad entre ambas jugadoras, y fue Dvorak la que sacó su casta e igualó el marcador a 7.



            Galia no solo se conformó con eso, sino que enlazando otros cuatro puntos más hizo siete de una tacada y se acabó anotando la tercera manga del partido por 7-11, lo que la situaba con una ventaja de dos a uno y se quedaba a un único juego de cerrar el encuentro.





            Las idas y venidas de ambas jugadoras eran constantes, sacando las dos lo mejor de su repertorio con puntos que ponían en pie al público, y al comienzo del cuarto juego fue Thip la que se mostró más acertada y tomó una buena ventaja de inicio con el 5-1 que la hacía sentirse más cómoda y confiada.





            Thip estaba lanzada en su búsqueda por igualar el partido y mantener viva la llama de la esperanza para el conjunto linarense, y continuó ampliando la ventaja llegando a colocarse 9-5 arriba, sintiendo el apoyo incondicional del público y el ánimo que le insuflaban sus compañeras.




            En su intento por lograr una nueva remontada Dvorak forzó algunos puntos, pero la consistencia de Paranang fue suficiente para mantener la ventaja y cerrar el cuarto juego con una resultado de 11-7 que igualaba el partido a dos juegos para cada una.






            Todo se iba a decidir en un quinto y definitivo juego, en el que si caía del lado francés les daba la victoria en el encuentro y si lo hacía del lado linarense abría la puerta para un partido en el que Roxana podría dar una gran alegría, y con esta perspectiva fue Galia la que salió más enchufada y tomó una interesante ventaja de inicio de 1-5, con la que se llegó al cambio de lado reglamentario.




            La tailandesa luchó por frenar la racha de su rival pero no conseguía recortar la amplia ventaja que había cogido Galia, que llegó a ser hasta de cinco puntos (2-7), y aunque se llegó a poner a solo tres puntos (4-7), un nuevo impulso de Dvorak dejó el partido casi sentenciado con el 4-10.






            Los últimos intentos de Thip por salvar esta situación fueron inútiles, salvando la primera bola de partido con un gran golpe pero enviando a la red la segunda en un disputado tanto, lo que le dio la victoria a Galia Dvorak por 5-11 en el quinto juego, otorgándole el triunfo al equipo francés en este encuentro de ida de la cuarta ronda de la ETTU Cup por uno a tres.




                Y aquí os dejo también el vídeo de los dos últimos partidos:



            Pese a la derrota linarense la imagen que ha dejado este equipo, estas jugadoras, ha sido increíble, luchando al máximo ante un rival teóricamente superior al que se le plantó cara y se la hicieron pasar canutas. Podemos sentirnos muy orgullosos de nuestras jugadoras, que pueden decir que aunque cayeron derrotadas acabaron con la cabeza bien alta.


            Todavía, a pesar del resultado en contra, quedan esperanzas de pasar en el encuentro de vuelta en tierras normandas esta complicadísima eliminatoria, y más aún después de haber visto el grandísimo nivel de juego de nuestras chicas y como le han plantado cara a sus rivales. Todo nuestro ánimo y apoyo para ellas!!!!!!.  


Ignacio Ortiz
@00CAFETERO

No hay comentarios:

Publicar un comentario