jueves, 4 de abril de 2013

NOS VAMOS DE TAPAS POR LINARES (Parte 2)

            No tenía previsto volver tan pronto a presentaros nuevas tapas (incluidas con la consumición) y nuevos bares, pero como la Semana Santa ha sido tan lluviosa y las procesiones de mi ciudad han terminado casi todas pasadas por agua, yo hice mi particular “Via Crucis” como os voy a mostrar a continuación. No obstante, como también he visto procesiones, os quiero presentar a mi Santa Cena, la “Cena del Sur”, bajo cuyo paso he salido, hace ya unos cuantos años, empujando sus más de 6.000 kilos con varios de mis amigos, durante diez años los Domingos de Ramos.



            Comenzaré mi segunda ruta barística y de tapeo en Linares por el “Picual”, donde he estado en un par de ocasiones durante esta Semana Santa, por lo que he podido disfrutar de parte de su amplio surtido de tapas. Empezaré por el morro…


            …Y por supuesto las tapas de fin de semana o festivos: “Paella” y “Migas” (las migas son mi debilidad).



            Para hacer cuerpo para un día largo como el Domingo de Ramos, nada mejor que un “Picadillo de Chorizo” o “Morcilla de Caldera”.




            Como podréis ir comprobando, entre unos bares y otros las “Hamburguesas“ son de lo más variadas…, pero todas muy apetitosas…


            y lo mismo pasa con los ”Kebab“…


            Pero no todo es carnaza, y allí también podemos encontrar algunas delicatessen como este “Puré de patata con virutas de bacalao y queso”.


            Si, ya lo sé, pero es que dos visitas dan mucho de sí, y como no tenemos hartura, todavía nos quedan una de “Carne plancha” y otra de “Pisto con huevo” por si os habéis quedado con hambre.



            Un clásico que se debe visitar siempre es “El Balconcillo”, en pleno centro de Linares, y pedirte sus “Dos de Bravas, dos” (o si son cuatro mejor).


            Sus tapas caseras son una auténtica delicia, como estas “Croquetas” o estas “Albóndigas”.



            Riquísimo también el “Cazón adobado” (otra de mis debilidades desde la primera vez que visité Cádiz) o este “Pincho”.



            También tienen un buen surtido de tapas frías, como estas “Patatas con Ali-Oli” y la siempre sugerente “Ensaladilla Rusa”.



            Como podéis comprobar, lo de comer en casa en Semana Santa nada de nada, por lo que el domingo de resurrección, que amaneció gris y lluvioso, era el día ideal para probar mis primeros caracoles del año, y para tal menester elegí “El Cordobés”, otro de los bares clásicos y uno de los sitios donde más ricos estás los “cuernos” (eh, que eso se lo digo yo, valeeeee!!!!).


            Lo malo que tiene pedirte la primera de “Caracoles” es que como te gusten, o repites o te pides una ración, y, claro está, cayó una ración.



            La tapa del “me da lo mismo” (osease, la carne plancha) no siempre es igual, porque aquí te pides la “Carne Plancha con Ali-Oli” y te chupas los dedos (literalmente).



            La Semana Santa, aunque con pocas procesiones, había sido larga y había que echar el resto, por lo que también cayeron unas “Brochetas” y unos “Huevos de Codorniz”.



            Bueno, vale, no fue lo último, todavía cayeron una de “Jamón” y una de “Tortilla de Cebolleta”, pero es que en la calle estaba diluviando…



            Próximamente os volveré a llevar de ruta por las tapas de mi Linares.
           
            ¡¡¡¡¡ NOS VEMOS EN LOS BARES !!!!!
Ignacio Ortiz
@00CAFETERO

No hay comentarios:

Publicar un comentario